32 % menos de pasto para enfrentar el invierno 2018 En Su informe de Verano-Otoño, el Sistema Nacional de Diagnóstico, Planificación, Seguimiento y Prospección forrajera, muestra que la disponibilidad de forrajes en el país en general es un 32 % inferior a la media histórica, en regiones ganaderas importantes alcanzan el 45 %.

Entre Ríos es la provincia más afectada, la cuenca del Salado en Provincia del Buenos Aires, Norte de Córodba, Centro Norte de Santa Fe y Sur de Santiago del Estero, muestran que la severidad de la falta de lluvias fue acentuada en estas regiones, que hoy han recibido grandes milimetrajes de lluvias provocando anegamiento e inundaciones con eventos que en muchos casos han superado los 200 mm en pocas  horas.

Si comparamos las regiones afectadas con la existencia vacuna, encontramos que el 80 % de la población bovina argentina está en regiones que tienen una oferta de materia seca un 20 % menor al promedio 2000/2017.

Agudizando el análisis el 45 % de las vacas tienen una oferta forrajera en la actualidad que está por debajo del 30% de la oferta promedio.

Las precipitaciones de los últimos 19 días permitirán en todas las zonas alivios importante, Argentina en general ha recuperado la capacidad de campo en la mayoría de las regiones productivas, lluvias excesivas en zonas concentradas traerán inconvenientes por inundaciones de importancia, que probablemente en corto plazo puedan ser revertidas ante los pronósticos a mediano plazo que ya no tendremos eventos de la envergadura actual.

La baja en las temperaturas dará mayor estabilidad, no obstante el calentamiento global seguirá provocando cambio violentos de corto plazo y amplia nubosidad.

El limite lo marcaran las heladas que seguramente tendremos entre la última semana de mayo y los primeros días de Junio.

Región chaqueña
Las pasturas auditadas son Buffel Grass y Gatton Panic, para ambas hay una oferta de materia seca sensiblemente inferior para el periodo Octubre 2017-Marzo 2018, alcanzando 3044 kg/ha para Buffel y 5259 Kg/ha para Gatton, 1880 kilos menos para el primero y 1519 kilos menos para el segundo.

38 % menos de materia seca ofrecida por Buffel, contra 22 % menos de materia seca ofrecida por Gatton.

Región mesopotámica
En este caso se toma la producción de materia seca de pastizales naturales de zonas inundables y zonas no indudables.

Entre Ríos con una situación muy delicada respecto a Corrientes, pero en ambas provincias ganaderas hay falta de materia seca que ronda entre el 45 % y el 25 % por debajo del promedio histórico.

Pampa Húmeda
Tres regiones bien marcadas, con diferencias puntuales, en todas tenemos menor oferta de materia seca, independientemente comparemos pasturas polifíticas o pastizales.

Cuenca del Salado, Pastizales 21 % menos de producción, Pasturas 13 % menos.

Sur de Provincia de Buenos Aires, Pastizales 12 % menos ,  Pasturas 24 % menos.

Sur de Córdoba y Norte de Buenos Aires, Pastizales17 % menos, Pasturas 27 % menos.

Las regiones con mayor déficit hídrico marca una caída más severa de la producción de las pasturas con respecto a los pastizales.

Forrajes conservados
La campaña de cosecha de forrajes se encuentra cumplida en un 70 %, quedando poder picar y recolectar maíces y sorgos de la zona norte.

Los rendimientos han sido dispares según los lotes, pero en general la pérdida sufrida por el cultivo de cosecha es la misma que la de los cultivos dedicados a reserva, dando en promedio un 35 % menos de oferta de Materia Seca.

El efecto de la sequia también afectó las hectáreas dedicadas a reserva, con una caída interanual que aún no está confirmada pero podría alcanzar un 12 %.

Nos enfrentaremos a un invierno que inicia con buena disponibilidad de agua en los perfiles, pero que tiene pasturas que están en condiciones delicadas para poder dar respuestas importantes en la producción de materia seca.

Las heladas pondrán fin a los crecimientos de las pasturas de verano y condicionarán la velocidad de crecimiento de las invernales, deberemos esperar a la primavera para tener una mejora importante y esperando que los pronósticos de temperaturas invernales severas no sucedan.

Hay niveles de reservas inferiores a los necesarios, habrá que recurrir a diferentes herramientas de manejo para poder salir airosos de este verano crítico.


Por el Ing. Andrés Costamagna – Ganados y Carnes
Fuente: Sembrando Noticias